Korima PLACE

Evocaciones

Ivana - Malena Sorhouet

Ivana

Como ayer, como hoy y para siempre. Ivana vives en muchos corazones.
 
¿De que materia especial estaba hecha Ivana? ¿Y de que fuerza sobrenatural está hecho el corazón de Marcela?, su mamá, que se bate todos los días por pasar la prueba más grande que se le puede aplicar a una madre? Ivana tenía nueve años, dos hermanos, amigos en su escuela y una misión del tamaño de la luna. Un día vino con su mamá con una pregunta. ” ¿Como es posible que le metan el corazón de alguien a un niño para salvarlo?”. Su madre, sin ser experta le explicó brevemente el proceso de donación de órganos. “¿Y si yo me muero tu donarías los míos?”, ” si tu así lo quieres, si” “pues claro mamá” dijo su voz clara y decidida. En otro lugar una madre vivía el tormento de ver como se agotaba el tiempo para encontrar un riñon para su hijo de 9 años.
 
Ivana fue al hospital por un dolor agudo en su cabeza, que resultó en un lamentable incidente cerebrovascular. La última palabra que dijo fue el nombre de su maestro, en respuesta a las preguntas desesperadas de su mamá, por no querer que perdiera la noción. En que momento, entre el problema, la preocupación, la angustia, el miedo, pudo Marcela, tener la enorme claridad de dicernir, la mente y la cabeza claras, sin dudas, la fuerza necesaria para mostrarle al mundo una generosidad extrema para firmar los papeles que permitían a los médicos tal y como Ivana lo había querido, tomar partes de su cuerpo, para ser enviadas a ayudar a otros niños.
 
Ivana duerme, porque alguien como ella no puede morir, sigue viva en 7 niños, las corneas de sus ojos serviran para que otros niños vean el rostro de sus padres, las válvulas de su corazón ayudarán a dos niños diferentes, su riñon al niño que pesaba “casualmente” los mismos 30 kilos que ella.
 
Debe de estar contenta, de saber que por su culpa se paralizaron 6 aeropuertos del país para que los aviones dejaran pasar esos regalos de vida y llegaran prontamente a sus destinos, en lo que ha sido llamado uno de los más importantes actos de humanidad y la donación múltiple de órganos más exitosa del país, ya que todas las cirugías han tenido resultados positivos, de ver que todo el personal del hospital la despidió llorando y aplaudiendo como se despide a los héroes, que cada año de vida que cumplan esos niños será también su cumpleaños. Pero sobre todo que sus padres y sus hermanos la aman infinitamente.
 
Yo he querido contarles esto para honrarla, ella merece nuestro más grande respeto. Y su mamá nuestro apoyo y compañia. Les pido que la nombren, que cuenten a sus hijos la historia de esta niña valiente, para que nunca la olvidemos. Seguirás latiendo aquí querida niña.
Siempre quiso llamarse Xochitl, porque era nombre de flor y le gustaba mucho, pero fue Ivana, que en hebreo significa “La piedad de Dios”.
 

Últimas entradas de Malena Sorhouet (ver todo)

Como ayer, como hoy y para siempre. Ivana vives en muchos corazones.
 
¿De que materia especial estaba hecha Ivana? ¿Y de que fuerza sobrenatural está hecho el corazón de Marcela?, su mamá, que se bate todos los días por pasar la prueba más grande que se le puede aplicar a una madre? Ivana tenía nueve años, dos hermanos, amigos en su escuela y una misión del tamaño de la luna. Un día vino con su mamá con una pregunta. ” ¿Como es posible que le metan el corazón de alguien a un niño para salvarlo?”. Su madre, sin ser experta le explicó brevemente el proceso de donación de órganos. “¿Y si yo me muero tu donarías los míos?”, ” si tu así lo quieres, si” “pues claro mamá” dijo su voz clara y decidida. En otro lugar una madre vivía el tormento de ver como se agotaba el tiempo para encontrar un riñon para su hijo de 9 años.
 
Ivana fue al hospital por un dolor agudo en su cabeza, que resultó en un lamentable incidente cerebrovascular. La última palabra que dijo fue el nombre de su maestro, en respuesta a las preguntas desesperadas de su mamá, por no querer que perdiera la noción. En que momento, entre el problema, la preocupación, la angustia, el miedo, pudo Marcela, tener la enorme claridad de dicernir, la mente y la cabeza claras, sin dudas, la fuerza necesaria para mostrarle al mundo una generosidad extrema para firmar los papeles que permitían a los médicos tal y como Ivana lo había querido, tomar partes de su cuerpo, para ser enviadas a ayudar a otros niños.
 
Ivana duerme, porque alguien como ella no puede morir, sigue viva en 7 niños, las corneas de sus ojos serviran para que otros niños vean el rostro de sus padres, las válvulas de su corazón ayudarán a dos niños diferentes, su riñon al niño que pesaba “casualmente” los mismos 30 kilos que ella.
 
Debe de estar contenta, de saber que por su culpa se paralizaron 6 aeropuertos del país para que los aviones dejaran pasar esos regalos de vida y llegaran prontamente a sus destinos, en lo que ha sido llamado uno de los más importantes actos de humanidad y la donación múltiple de órganos más exitosa del país, ya que todas las cirugías han tenido resultados positivos, de ver que todo el personal del hospital la despidió llorando y aplaudiendo como se despide a los héroes, que cada año de vida que cumplan esos niños será también su cumpleaños. Pero sobre todo que sus padres y sus hermanos la aman infinitamente.
 
Yo he querido contarles esto para honrarla, ella merece nuestro más grande respeto. Y su mamá nuestro apoyo y compañia. Les pido que la nombren, que cuenten a sus hijos la historia de esta niña valiente, para que nunca la olvidemos. Seguirás latiendo aquí querida niña.
Siempre quiso llamarse Xochitl, porque era nombre de flor y le gustaba mucho, pero fue Ivana, que en hebreo significa “La piedad de Dios”.
 

Últimas entradas de Malena Sorhouet (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

HolaHaga clic  para chatear en WhatsApp

×